Consejos para escoger la ropa laboral de tu empresa

24 septiembre, 2019
Consejos para escoger la ropa laboral de tu empresa

Los uniformes de trabajo, también llamados ropa laboral pueden llegar a ser fundamentales para que funcione bien una empresa. Las ventajas de usarlos son grandes, pues no solo ayudará a reforzar la imagen de la empresa, va a crear una sensación de unidad mayor entre los trabajadores.

Para muchas empresas elegir la ropa laboral más idónea es algo complicado, pero como aseguran en Clat Ropa Laboral, cada vez en todos los sectores se cuida más la importancia de una buena ropa laboral que responda a todas las exigencias que actualmente tienen las empresas y empleados.

Vamos con algunos útiles consejos:

Deberá reflejar la imagen de la empresa

Hay que tener claro que la imagen de la empresa es fundamental y los uniformes de trabajos pasan a ser en muchos casos una de las principales señas de identidad que tiene cualquier empresa. Lo mejor es seleccionar prendas que puedan reflejar fielmente la imagen de la empresa mediante colores que puedan encontrarse en clara relación con la misma.

Por este motivo, lo mejor es irse tomando el debido tiempo para saber la clase de prendas que nos ofrecen una seguridad y confianza que queremos a la hora de comprar una ropa laboral de calidad y que realmente merezca la pena.

Personalización con el logo en las prendas

En cuanto se eligen los uniformes, el siguiente paso es la personalización de los mismos cara a poder plasmar en ellos los logos o la marca de la empresa. Una forma en la que se puede beneficiar la empresa de una mayor publicidad, puesto que los empleados que los llevan, tanto al entrar a trabajar como al salir los portan y atraerán a más personas.

La ropa tendrá que cumplir unas determinadas normas de seguridad

Los uniformes laborales tienen que seguir con las medidas a nivel de seguridad que se hayan establecido para que los trabajadores no se expongan a ninguna clase de riesgo. El caso es que hay sectores como los de la industria o la construcción, donde hay que utilizar equipos individuales que puedan garantizar la seguridad de los trabajadores en algunas situaciones laborales. Aquí lo mejor es hacer caso a las recomendaciones que hagan los fabricantes para un buen mantenimiento del equipo en cuestión.

Elección de prendas o tejidos que tengan calidad

La buena calidad en las prendas hará que duren más tiempo, por lo que termina siendo una forma de ahorrar a la larga. Igualmente, unas prensas que sean de baja calidad se deforman de manera más rápida, dando una imagen que no es que sea la mejor para la empresa.

Los clientes pueden llegar a reconocer la calidad con solo verlas. Para ello adquiere gran importancia una apuesta por tejidos, de los que no encojan con el paso del tiempo.

El uniforme se tiene que adaptar al entorno profesional

Aunque el sector donde está la empresa va a influir de forma importante la clase de uniforme que elijamos,  el lugar donde se trabaje también va a ser importante. Exactamente lo mismo podemos decir de la climatología.

En este sentido, si el personal trabaja el aire libre no es lo mismo que si lo hace en el interior. Con todo ello, dependiendo de una cosa u otra es posible que una serie de prendas se tengan que incorporar tanto en verano como en el largo invierno.

La funcionalidad, ante todo

La ropa que esté destinada a formar parte3 del vestuario de una empresa tendrán que ser funcionalidad y de gran comodidad para que los trabajadores tengan libertad de movimiento en todas las situaciones. Por todo ello deberemos tener siempre presentes las tallas que tengan los trabajadores para que puedan ajustarse a ellos perfectamente.

Igualmente, también conviene que tengan una serie de detalles, como son los bolsillos extras, lo que hará que el vestuario sea más funcional.

Hablar con los trabajadores

Cuando escuchamos la opinión de los trabajadores, estamos ante uno de los consejos más importantes cuando se quiere elegir el uniforme que puede ser el más correcto para nosotros. Ellos van a ser los que tendrán que llevar los uniformes todos los días y, como es lógico, son los que saben que necesidades tienes. Por todo ello, lo más recomendables es pedirles opinión sobre las prendas con las que se van a sentir más cómodos.

Una vez dicho esto, esperamos que estos consejos sean de utilidad para que no falles a la hora de elegir la ropa para los trabajadores de tu empresa. Recuerda que escatimar en este sentido, a la larga hará que tengas que renovar cada menos tiempo y dará mala imagen de tu empresa.

Dicho esto, ¡Suerte en tu elección!