Crece el número de empresas que contratan seguros de salud para sus empleados

20 abril, 2021
Crece el número de empresas que contratan seguros de salud para sus empleados

Una de las mejores maneras de hacer que los empleados de los que dispone nuestra empresa se encuentren cómodos en el seno de nuestra organización es consiguiendo que vean que los responsables a cargo de la misma somos personas serias y que nos gusta hacer las cosas bien. Cuanta más seria sea la estructuración, organización y funcionamiento de la entidad, más seguridad tendrán los empleados y, por ende, más cómodos y eficientes serán para el trabajo. Esto, que parece tan básico y natural, es ideal para construir unos buenos mecanismos de trabajo y, cómo no, para garantizar la rentabilidad de la empresa.

Si no hay seriedad a la hora de trabajar, lo más probable es que cuando vengan mal dadas (crisis económicas, pandemias como la que estamos viviendo, malos momentos de nuestro sector en concreto) nuestra empresa tenga que hacer frente a una gran cantidad de problemas que vayan más allá del económico y afecten al plano legal. La verdad es que no son pocas las entidades que se encuentran en esa tesitura y que están mal organizadas hasta el punto de no disponer de todos los trámites jurídicos requeridos para el ejercicio de su actividad habitual.

Nos estamos refiriendo, entre otras cosas, a los seguros que son necesarios a la hora de hacer frente a una actividad comercial, que son los siguientes, según la página web Estar donde estés:

  • Seguros de accidentes, que vendrá regida por su convenio sectorial.
  • Seguro de responsabilidad civil general, por los daños que pueda ocasionar la empresa a terceras personas.
  • Seguro de responsabilidad civil profesional, que es bastante parecido al anterior.
  • Seguro de vehículos para todos los automóviles de los que pueda ser titular la empresa.
  • Además, hay otro tipo de seguros que no son obligatorios, pero que se deberían tener en cuenta, como los de responsabilidad civil patronal, de productos o de explotación.

Una noticia publicada en la página web de Europa Press informaba, por otra parte, de que el 70% de las empresas españolas ofrecía un seguro de salud a sus trabajadores en 2015. Se trata de un porcentaje alto, eso nadie lo duda, pero que es superior en otros países. En España, tenemos que aspirar a mejorar dicho registro y más ahora que la salud es un aspecto de nuestra vida que se ha visto seriamente amenazado como consecuencia de la irrupción de una pandemia que ha cambiado nuestras vidas por completo.

Una de las virtudes del buen empresario, del buen jefe, es proveer a sus empleados la máxima seguridad posible. Por eso, la entidad debe ser capaz de proveer a sus empleados del máximo número de seguros posibles. Es una de las mejores maneras de hacer que la plantilla se sienta valorada y, por tanto, motivada. Desde el Bufete Albanés nos han indicado que ha aumentado el número de aseguradoras que tienen asegurados a los diferentes miembros de una empresa que opera en nuestro país. Es una buena noticia, qué duda cabe. Y es que este es uno de los mejores medios para dejar claro a nuestros propios trabajadores que apostamos por ellos.

La motivación no solo se consigue con dinero

Hay una cosa que nunca nos cansaremos de repetir en esta página web: la motivación no solo se consigue con dinero. Es cierto que esta es una de las mejores vías para conseguirla, nadie lo va a negar, pero la verdad es que no es la única ni de lejos. Reconocer su esfuerzo, darles las gracias o hacerles partícipes de los buenos resultados que obtiene la compañía es un medio ideal para conseguir que sienta que su trabajo es importante en el seno de la organización.

Por desgracia, todavía hay un porcentaje de emprendedores que no creen que la motivación sea algo interesante en el seno de su organización. Por regla general, sus empresas no son líderes en sus sectores y, de hecho, están lejos de serlo. Y es que la motivación es una cuestión central si lo que queremos es convertir a nuestra organización en una referencia sectorial tanto a nivel nacional como, por qué no, a nivel mundial. Ese sí es un sueño hecho realidad para todas aquellas personas que fundaron la empresa en su día.

Nos encontramos en un momento en el que la situación económica no es la que hubiéramos deseado y en el que, además, la motivación es uno de los principales riesgos para las empresas. La ciudadanía está carente de ilusión a causa de las restricciones ocasionadas por el coronavirus y por el hecho de no verle un final claro a esta pandemia que tantos problemas nos está causando. Desde luego, esto tendrá que acabar algún día. Pero mantener feliz a nuestra plantilla hasta entonces ha de ser uno de los grandes propósitos de la patronal española.

 

 

Deja una respuesta